Opinión

¿Cómo vamos presidente? (II)

RONDA POLÍTICA

| Maribel Flores |

“ En general, hay felicidad en la mayoría del pueblo y la gente tiene confianza en que se va a llevar a cabo la Cuarta Transformación.”
Andrés Manuel López Obrador

En el marco del primer año de gobierno de Andrés Manuel López Obrador (AMLO) es necesario hacer un recuento de los avances y retos que enfrenta el presidente en este periodo. En esta segunda entrega me enfocaré en los aspectos centrales de la puesta en marcha de la Cuarta Transformación del país: 1) ¿qué tanto ha cambiado la arquitectura institucional de nuestro sistema político?, 2) ¿cuáles han sido las prioridades de este gobierno y sus principales desafíos?

  • El cambio de régimen político ha comenzado a notarse con las primeras decisiones de esta administración en nuestro marco jurídico. Entre las principales modificaciones destacan las leyes de extinción de dominio para recuperar y devolver al pueblo lo robado; la Reforma al art. 28 para prohibir la devolución de impuestos; la reclasificación de delitos, como el robo de combustible y el fraude fiscal como delitos graves; la eliminación del fuero, la revocación de mandato y la consulta popular; la nueva ley laboral en los sindicatos; la ley de salud para garantizar la atención médica y los medicamentos gratuitos; la cancelación de la Reforma Educativa; la Reforma para que el Ejército y la Marina participen en funciones de seguridad pública y la creación de la Guardia Nacional; la Reforma para las pensiones de adultos mayores y de personas con discapacidad, así como las becas a estudiantes pobres. Ajustes que han sido el punto de arranque para tomar decisiones en este primer año, en congruencia con el discurso del presidente. Siendo la mayor batalla legal que enfrentó la que impulsaron los colectivos que se oponían a la puesta en marcha de la construcción del Aeropuerto en Santa Lucía.
  • Entre las prioridades del presidente de México, resaltan el combate a la corrupción y las medidas de austeridad que ha impulsado el mandatario en este periodo, como parte del eje central de su plan de gobierno. La austeridad republicana asciende hoy a 200 mil millones de pesos, ahorro que está presumiendo AMLO como una medida de combate a la corrupción, sin que necesariamente lo sea; sin embargo, tan solo en la presidencia redujo en un 75% el gasto público. Lo que aunado al hecho de uno usar el avión presidencial, quitar pensiones los ex presidentes y eliminar privilegios en la función pública, le ha valido para mantener su legitimidad y alto nivel de aprobación, que, a pesar de ir a la baja, es muy elevado para un presidente en funciones, al superar el 60% de evaluación positiva. Su estrategia de comunicación le ha permitido posicionarse como un líder popular, una persona sincera, cercana a la gente, que puede gobernar y tomar decisiones, de acuerdo con distintos estudios de opinión pública. Las conferencias mañaneras han sido muy efectivas para controlar la agenda temática y fortalecer su discurso, al establecer los temas de la conversación pública y enfrentar directamente la crítica de la prensa y la de sus adversarios. Así ha sorteado diversas crisis, como la dimisión de varios miembros del gabinete, los casos de inseguridad de Sinaloa o Sonora, la recesión económica o el asilo política de Evo Morales.

En otro tema, ha marcado una diferencia importante con respecto a sus antecesores, en el impulso que le ha dado a la garantía y protección de derechos humanos, al emitir un decreto presidencial para crear una comisión especial para los desaparecidos de Ayotzinapa; no obstante, el escándalo en la designación de la nueva titular de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) empañó esta medida y la voluntad política del presidente en esta materia. Por otro lado, este presidente ha sido un gran promotor de la política social, por lo cual se ha duplicado el salario mínimo, pero la política de recuperación salarial sigue siendo limitada frente al contexto que estamos viviendo en materia económica. Los programas insignia para apoyar a adultos mayores y a los jóvenes no pueden ser viables sin crecimiento económico.

  • Entre los principales desafíos que tiene AMLO está controlar el fenómeno de la violencia en el país, que ya no tiene límites porque afecta a niños, niñas, mujeres y hombres, quienes forman parte de la estadística que ya supera los 36 mil muertos en lo que va de este primer año de la administración. La estrategia de seguridad ha sido la más limitada en cuanto a sus alcances y resultados. Los militares no están preparados para ser los primeros respondientes en materia de seguridad pública y se requieren mejores resultados; para eso, es urgente ajustar la estrategia de seguridad, el fortalecimiento de los cuerpos policiacos y la coordinación institucional. La violencia contra la mujer ha cobrado visibilidad en este periodo, pero fue lamentable que en el discurso del primer año de gobierno el Presidente no haya mencionado el derecho a una vida libre de violencia para las mujeres en un país en el que mueren en promedio 9 diariamente, 8 de cada 10 se siente inseguras, y la mayoría ha sido agredida de alguna forma. En otro sentido, el nulo crecimiento económico implicará una revisión considerable para este gobierno, ya que a pesar de las remesas que en este periodo ascendieron a 26 mil 980 millones de dólares, el monto más alto registrado en la historia de México, no estamos produciendo lo necesario para distribuir la riqueza que espera AMLO. Si bien, se ha anunciado un programa nacional de infraestructura para impulsar la inversión privada y se apuesta a la recuperación del campo; sin que esto permita tener un mejor pronóstico para los indicadores macroeconómicos. Y esto no es un desafío menor, pues de esto depende la viabilidad de un liderazgo de izquierda, que se busca consolidar con la política social.

Hasta aquí mi segunda aproximación sobre los asuntos públicos que requieren más explicaciones.

2 diciembre, 2019

Acerca del Autor

Maribel Flores Profesor de Tiempo Completo en el Tecnológico de Monterrey @floresm_mx / info@reconstruyendociudadania.org


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *