Opinión

Enfermo en tiempos mercadolátricos con partidos políticos en competencia (2/2)

Decisión de Gobierno y Gente que Anda por la Calle

| Jonathan Molinet |

Estás enfermo, tienes mala salud, eres débil; necesitas ayuda, asistencia.  El cuerpo no puede manifestarse tal como es, saludable, en su verdad. Pero, te conviene saber que, en rigor, solicitas parte del presupuesto, vamos, solicitas parte de las reservas. Es el colmo.  No tienes ahorros ni seguro pero estás enfermo y puedes morir, tu exclusiva culpa. No pretendas que otros paguen por ti. Este es el mensaje. Las calificadoras te lo repetirán, por igual en España, Brasil o México, y donde haga falta.

Estás enfermo dentro de una enconada disputa entre criterios o principios que asignan un lugar a tu debilidad.  Estás enfermo, sí, y también atrapado por una complicada filosofía política, exitosa políticamente en los últimos treinta años largos, el utilitarismo.  Cuando estás sano, te proclama rey para hacerte vasallo. Te confunde con la imagen que se hace de ti, aunque depende de tu subjetivismo. Como su idea de realidad es la que cabe en sus cálculos, quedas orillado.  Vales para consumir-trabajar, hasta ahí llega tu “vida provocada”.  

Hay criterios o principios, en la palabra “ideología”, que todos usamos para juzgar las decisiones de gobierno —sus premisas y sus efectos— y para tomar posición respecto de esas decisiones y otros asuntos en los que no tenemos intereses directos.  Tales criterios pueden o no estar acompañados de acciones específicas en distintas arenas de política. Permiten, además, ligar a los partidos políticos y organizaciones comparables con sus militantes, simpatizantes y electores.  

Esos criterios o principios pueden o no estar acompañados de acciones en distintas arenas de política para convertirlos en criterios de decisión y criticar de diversas maneras a quienes sostienen criterios o principios considerados inaceptables o equivocados.  La elección, ejecución y evaluación de estrategias, en el gobierno y en la oposición, necesariamente tienen un sostén crítico en estos criterios o principios que, a veces, están sistematizados en una concepción del mundo o en una filosofía política. Es el caso del utilitarismo.

Estas formas discursivas son inherentemente peleoneras, aunque puede variar su grado de beligerancia, aspiran sin descanso a un mundo conforme a sus criterios o principios.  Buscan que la totalidad de las obras de cultura, el espíritu, dé testimonio de una sola de ellas. Su designio es dar forma a cada una de las maneras de disponer de las herramientas de gobierno.  En efecto, su propósito final es dar contenido al ejercicio del poder y a la preservación del orden.

Los asuntos humanos se transforman en políticos sobre la base de su intensidad.  Ejemplo: “en vez de una curva lineal, hay casos donde una logarítmica ajusta mejor a los datos de un proceso como función del tiempo”.  Esta afirmación puede ser parte de un seminario tranquilo o una exposición de clase casi rutinaria, hasta de una conversación profesional.  No es el caso cuando el problema es aproximar la expansión de una pandemia cuya letalidad puede ser muy alta y la aproximación permite tomar y ejecutar decisiones de política.  Se trata de un máximo de intensidad, vida o muerte, para no hablar de los niveles de ganancia que inquietan algunas mansiones lujosas en Florida o en los barrios elegantes, y no tanto de varias ciudades brasileñas.  Ganancia y lujo que dependen del trabajo mal pagado de millones. Éstos, a su vez, bien pueden vivir en casas de dos habitaciones pequeñas donde se alojan dos matrimonios, una madre soltera y doce niños. Van al día, si no salen, pasan hambre.

Es obvio que esta salud es prescindible a un costo muy bajo; que no salga más caro el remedio que la enfermedad.  Va en la misma cuenta la limitación del Ejecutivo brasileño para obtener consecuencias derivadas de su investidura. Convierten el problema de salud pública en un peligroso estira y afloja entre poderes y entre niveles de gobierno.  El ruido de sables no es accidental. Quizá por todo esto, el Titular del Ejecutivo va en busca de apoyo y simpatía a donde están quienes sí necesitan ir a la calle.

En las mansiones lujosas y en el Senado estadounidense la intensidad se manifiesta en la preocupación por la pereza, porque pueden dejarse al azar la vida o la salud de los menores de cincuenta y cinco años y dejarlos en libertad para ir a trabajar.  Téngase en cuenta que mucho remedio es veneno. No es distinta la indignación de sectores enteros del empresariado español que exigen al gobierno, es decir, a los contribuyentes cubrir tres quintas partes del salario de quienes dejarán de trabajar, ni la urgente búsqueda de atención y popularidad a cargo de un político italiano que exige reabrir.

Esta pandemia es un acontecimiento señaladamente político, al igual que la epidemia de Atenas en 431 ANE u otras en la historia.  Está en cuestión el gobierno mismo, la posibilidad misma de tomar y ejecutar decisiones que vinculen al conjunto de la ciudadanía.  Los criterios y principios de la actual oposición española requieren dejar la mesa puesta para buscar la caída del gobierno. No son el único caso de una oposición incapaz de gobernar o meramente de ganar elecciones, pero ansiosa de ocupar oficinas y firmar papeles.  El precio en salud pública no importa.

Ruedan los dados cargados de la lucha por el poder.  Crece y crece el número de enfermos y los efectos desiguales de la pandemia abren el paso al nuevo siglo, ¿quiénes resultarán vencedores?  ¿Qué principios o criterios guiarán sus decisiones? ¿Quiénes pagarán efectivamente la salida de la recesión? ¿Qué recursos tecnológicos quedarán disponibles para vigilar a los ciudadanos por debajo de la piel a fin de venderles o de espiarlos y perseguirlos?

*

¿Quién dijo?

“Entregué el maletín lleno de dinero.  Me preguntaron si estaba completo, dije que sí.  Bueno, usted sabe, respondieron.” Él ilustraba qué cosas hay que hacer en el trabajo gubernamental.  “Me quedé pensando si tenía que haber metido mano o si me habían amenazado”, prosiguió.

Author Profile

Jonathan Molinet
Fue profesor en la ENAH, la UAM, el ITAM y FLACSO. Estudió filosofía y políticas públicas.
31 marzo, 2020

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anúnciate
Anúnciate
Instagram
  • 51 años ago by datamosmx Este lunes inician actividades los #. ‍♀️⁣ ⁣ En Puebla tenemos 13, pero solo 10 podrán reincorporarse. ⁣ ⁣ Chapulco
  • 51 años ago by datamosmx ‪Hoy en nuestra story: 3️⃣ datos del panorama de Puebla.‬⁣ ⁣ ‪1️⃣ Municipios que han librado el coronavirus y se
  • 51 años ago by datamosmx " " un mural que está por concluir y que podrán conocer cuando visiten Atlixco, Puebla. ⁣ ⁣ Los artistas
  • 51 años ago by datamosmx ⏳ Así ha sido la evolución de los casos confirmados COVID-19 por municipio en Puebla. . . Ya suman 76
  • 51 años ago by datamosmx ¿Aumentan o disminuyen los delitos con el confinamiento por el Coronavirus? . . . Nos dimos a la tarea de
  • 51 años ago by datamosmx Es el Panorama Covid-19 de Puebla. . El punto verde es la zona metropolitana que concentra el mayor número de
  • 51 años ago by datamosmx ¡Cumplimos un año! ⁣ ⁣ Queremos darles las por estar, por leernos, por darle a la información que trabajamos pensando
  • 51 años ago by datamosmx “ é " en la fachada de la Unidad de Congresos del Centro Médico Nacional Siglo XXI del  @imss_mx . ‍⚕️‍⚕️⁣
  • 51 años ago by datamosmx Aunque el grueso de la población tarda menos de tres meses en el desempleo, en el último año el mayor
  • 51 años ago by datamosmx Por los mismos derechos para todxs las personas.⁣ ⁣ Igualdad, inclusión y respeto ⁣ ❤️⁣ ⁣ Visita nuestros contenidos en
  • 51 años ago by datamosmx ¿Dónde te informas cuando necesitas saber de la pandemia ⁣⁣  #COVID19 ? ⁣⁣ ⁣⁣  @amecipoficial  realiza una ó é para conocer
  • 51 años ago by datamosmx Hoy compartimos con estudiantes del  @teccampuspue , el trabajo periodístico que realizamos en Datamos.⁣ ⁣ Hablamos sobre modelos de negocio, periodismo
  • 51 años ago by datamosmx Pedro, los textiles y el coronavirus, una oportunidad para reinventarse. . . . Pedro dejó los cafetales para dedicarse al
  • 51 años ago by datamosmx ¿Sabías que hay 561 casos confirmados COVID-19 de poblanos en otros estados del país? . . Son poblanos que radican
  • 51 años ago by datamosmx ¡Te invitamos a nuestro primer #! ⁣ ⁣ Sabemos que pasar una pandemia en medio del confinamiento que implica cierre
CONTACTO

Privada 21 A Sur 2316-7 Rivera de Santiago, CP 72410. Puebla, Pue., México
Correo electrónico: contacto@datamos.mx